Pesca nocturna a spinning de lubinas con el HMKL K-1 HIME

Frio, lluvia y viento ¡Es la hora de la reina del mar! Pesca nocturna a spinning de la lubina con el HMKL K-1 HIME

Pesca nocturna a spinning de lubinas con el HMKL K-1 HIME

Frio, lluvia y viento ¡Es la hora de la reina del mar!
Pesca nocturna a spinning de la lubina con el HMKL K-1 HIME.

Parte 1: HMKL K-1 115 VS labrax.

Escenarios de pesca

Centrémonos en los escenarios y horas donde pesco a la reina, os situaré un poco.

Me gusta pescarlas de noche, en playas y desembocaduras, sobre todo en esos meses que suena irreal andar por la playa a las 3 de la mañana con temperaturas debajo los 0ºC. Y si a eso le añadimos viento del norte lo primero que tenemos que hacer es equiparnos con ropa térmica, un buen vadeador de neopreno y un termo de café, que harán que la jornada de pesca sea más llevadera.

Señuelo y técnicas empleadas

Necesitaremos los señuelos apropiados. Es básico, pues si no estaremos horas y horas pescando sin saber si estamos utilizando el material correcto. En esta ocasión me centraré en la pesca con jerkbaits duros. Para mí es una pesca muy agradecida y que suele dar peces de buen porte. Para que un señuelo funcione en estas condiciones necesita cumplir tres factores básicos:

  • El primero es que nade a la profundidad adecuada, la mayoría de playas y desembocaduras son aguas someras y debemos evitar ir rascando la arena.
  • En segundo lugar necesitaremos un señuelo que imite al pez pasto del lugar.
  • Por último y para mí el requisito más importante, un señuelo que tenga una excelente natación en tracciones muy bajas, la línea lateral le permite a la lubina cazar de noche, pero las presas han de moverse despacito y al mismo tiempo emitiendo buena cantidad de vibraciones. El HMKL K-1 HIME supera con creces los tres requisitos básicos para pescar esta especie.

El HMKL K-1 HIME  es un magnífico jerk que para mí ha sido la revelación de esta temporada, mide 115 mm y pesa 14,3 gramos. Es un señuelo de los denominados suspending, tiene una magnifica natación y una carta de colores muy conseguida.

Cuando montar el K-1 HIME

En mi caso los mejores resultados los he tenido en noches con menos del 45% de luna.

Las recogidas lineales o lineales alternándolas con pequeños jerks son las que más alegrías me han dado, siempre jugando con las corrientes y aprovechando que se mantiene suspendido, le daremos algunas pausas largas.

En relación a los colores, las libreas naturales como Holo Yayame, Holo Oikawa y sobretodo Natural wakasagi las usaremos en los días de más luna y las que tienen tonos fluor como Chartruse shad con noches muy oscuras o nubladas.

Para la segunda parte intentare transmitir como pescarlas con noches más claras o cambios de luces con su hermano menor, el HMKL K-1 85, tanto en la versión sinking como la floating.